Dulce Comunión

 
 
Letra: Anthony Johnson Showalter y Elisha Hoffman
Música: Anthony Showalter
Año: 1887

 

Anthonoy Showalter era el director del Southern Normal Music Institute en Dalton, Georgia. Anciano presbiteriano, conocido por su trabajo a favor de la música Gospel. Publicó alrededor de 130 libros de música. Showalter siempre se interesaba por sus estudiantes y es así como en 1887 recibió dos cartas de ex alumnos suyos, ambos pidiendo consuelo por haber perdido a sus esposas.

 

Mientras respondía a estas cartas, vino a su mente Deuteronomio 33:27 “El Señor Dios es tu refugio, y aquí abajo están los brazos eternos…”

 

Mientras escribía las cartas en su mente sonaban las palabras

 

Libre salvo de cuitas penas y dolor
Libre salvo en los brazos de mi Salvador

 

Luego le envió una carta a su amigo y compositor de himnos Elisha Hoffman diciéndole: “te mando el coro para un buen himno basado en Deuteronomio 33:27, pero no me vienen a la mente las estrofas.” Hoffman escribió 3 estrofas y las envió. Showalter compuso la música y así es como nació este hermoso himno que ha confortado a millares en horas de angustia.

 

Dulce comunión la que gozo ya
En los brazos de mi Salvador.
¡Qué gran bendición en su paz me da!
¡Oh! yo siento en mí su tierno amor.

 

Coro
Libre, salvo de cuitas penas y dolor,
Libre, salvo, en los brazos de mi Salvador.

 

¡Cuán dulce es vivir, cuán dulce es gozar
En los brazos de mi Salvador!
Quiero estar con Él en su eterno hogar,
Siendo objeto de su tierno amor.

 

No habré de temer, ni aún desconfiar,
En los brazos de mi Salvador.
En Él puedo yo bien seguro estar
De los lazos del vil tentador.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Publicaciones relacionadas

Comienza escribiendo tu búsqueda y pulsa enter para buscar. Presiona ESC para cancelar.

Volver arriba